El Jambato negro del páramo, Atelopus ignescens, resucitó

La resurrección es lo más cercano a un milagro, si de fé se trata. Pero, en el mundo de la ciencia los milagros no existen, por tanto decir que Atelopus ignescens resucitó sería pseudocientífico. Sin embargo, utilizo la palabra resucitó en sentido coloquial para anunciar al Ecuador y al mundo que el sapo Atelopus ignescens reapareció de las tinieblas después de cuatro décadas de una ausencia con sabor a extinción. Es un resurgimiento inesperado… Ver másAtelopus_ignescens_Web